tratamiento de la furunculosis en la pata del perro

Los abscesos cutáneos suelen aparecer como una hinchazón dolorosa en la piel que puede ser firme o estar llena de líquido al tacto, dependiendo de lo espeso que sea el pus en su interior. Normalmente, los abscesos cutáneos aparecen de forma repentina, a menudo con una gran inflamación de los tejidos que los rodean. Suelen aparecer en la piel, en las mucosas o incluso en el interior del cuerpo del animal. Siga leyendo para saber más sobre los abscesos y cómo ayudar a su perro.

Normalmente, la superficie de la piel de un perro contiene una microflora bacteriana y fúngica normal que no causa ningún daño al animal. Cualquier rotura de la barrera cutánea debida a lesiones como una mordedura de animal o arañazos puede permitir que estos microorganismos entren en las capas más profundas de la piel y causen una infección.

Otras lesiones que pueden dar lugar a la formación de abscesos son las heridas penetrantes provocadas por objetos extraños puntiagudos, como una aguja, ramas, palos, semillas de hierba y picaduras de insectos, como las de garrapatas y mosquitos. Las infecciones previas, como la pioderma superficial o la dermatofitosis (tiña), también pueden provocar la formación de abscesos en los perros.

perro con pioderma

Paige ha trabajado como recepcionista veterinaria y actualmente comparte su vida con cuatro gatos rescatados, caballos y un conejo. Le encanta escribir sobre animales y ha escrito para sitios como American Veterinarian y Wide Open Pets. Paige es una terapeuta de masaje equino certificada y trabaja como escritora de contenidos y redactora publicitaria.

Paige ha trabajado como recepcionista veterinaria y actualmente comparte su vida con cuatro gatos rescatados, caballos y un conejo. Le encanta escribir sobre animales y ha escrito para sitios como American Veterinarian y Wide Open Pets. Paige es una terapeuta de masaje equino certificada y trabaja como escritora de contenidos y redactora publicitaria.

Su perro siempre está en movimiento, le encanta correr y le saluda con entusiasmo en la puerta cuando llega a casa. Pero un absceso en la pata de su perro puede dejarlo rápidamente fuera de juego y dejarlo con dolor. Los abscesos les ocurren a muchos perros, pero también son bastante fáciles de tratar. Cuando sepas reconocer un absceso, podrás darle a tu perro el tratamiento adecuado rápidamente, para que empiece a sentirse mejor pronto.

patas rojas del perro

¿Sabías que el cuerpo de tu perro está lleno de caries? No las cavidades que tienes en los dientes, sino espacios entre la piel, los tejidos, los músculos y los órganos. Si se introducen bacterias en estas cavidades, puede desarrollarse un absceso cuando los glóbulos blancos atacan a las bacterias y luego mueren, formando pus, una desagradable acumulación de líquido de células muertas, bajo la piel o alrededor de los órganos. El cuerpo del perro forma una gruesa cápsula o bolsa para contener el absceso y evitar que se extienda.

A veces el absceso se resuelve por sí mismo y el líquido se absorbe o se disipa, pero otras veces sigue acumulándose y ejerce presión sobre los tejidos circundantes, llegando a romper los tejidos y la piel para que el absceso pueda drenar.

Cuando esto ocurre, se expulsa un líquido maloliente desde el lugar de la rotura, a menudo la herida original donde se introdujeron las bacterias en primer lugar. Los abscesos en los perros suelen estar causados por las bacterias que viven en la piel de su perro y que se introducen en los tejidos internos de éste cuando se produce una astilla, una mordedura u otra herida punzante.    El absceso debe limpiarse y, a veces, tratarse con antibióticos.

absceso en la raíz del diente del perro

Cuando mi Pit Bull Hudson desarrolló un absceso, no sabía realmente lo que era. El único tipo de “absceso” del que había oído hablar era el del diente de mi madre. Así que, al descubrir repentinamente la hinchazón en la pata delantera izquierda de Huddie desde el hombro hasta la pata, salté frenéticamente a Internet para investigar sobre cómo tratar un absceso de perro en casa antes de ir al veterinario. He descubierto que a menudo se obtienen resultados más rápidos en cuestiones médicas buscando por imágenes. Y ahí estaban: fotos de abscesos caninos, en su mayoría rotos, que podrían hacer que el estómago más fuerte se revolviera.

Un absceso es una acumulación de pus que se produce en cualquier parte del cuerpo de tu perro. Las causas de un absceso canino incluyen parásitos, mordeduras y bacterias. En realidad, el cuerpo se protege localizando una infección. Los glóbulos blancos se desplazan a la zona y se acumulan en el tejido.

Por lo general, verás una hinchazón bajo la piel; si se ha formado un absceso en la parte superior de la piel o ésta se ha desprendido, probablemente verás un bulto rojo y elevado. Y recuerda que un absceso canino es blando y está caliente.

Leer más  Las moscas tienen corazon

Por Pablo Mariscal

Soy Pablo Mariscal periodista especializado en tecnología e informática. Entre mis intereses se encuentran la realidad virtual y la programación, pero mi principal objetivo son las noticias. Llevo cinco años escribiendo sobre tecnología y tres como periodista independiente.